Reseña: La desheredada, Benito Pérez Galdós




La desheredada

Título: La desheredada
Autor: Benito Pérez Galdós
Editorial: Alianza Editorial (Ver ficha)
ISBN: 984-84-9181-218-0
Año de publicación: 2018
Páginas: 525
Género: Clásico, Literatura española

Sinopsis

Historia de una involuntaria impostura, "La desheredada" (1881) ocupa dentro de la vasta producción de Benito Pérez Galdós (1843-1920) un lugar de primordial importancia, ya que constituye, de un lado, el punto de arranque del ciclo de "novelas españolas contemporáneas" en el que Galdós creó un universo propio paralelo a la sociedad española, y de otro, uno de los más logrados esfuerzos para plasmar las enseñanzas de la escuela naturalista de manera original y creadora. La protagonista, Isidora Rufete, la presunta desheredada del marquesado de Aransis cuyas desafortunadas vicisitudes se narran en sus páginas, pertenece a ese mundo de personajes inolvidables que entrecruzan sus destinos dentro de la gran comedia humana galdosiana.

* Gracias a Alianza Editorial por el ejemplar.

Mi opinión:

Isidora llega a Madrid para ver a su hermano y para comenzar su nueva vida. Después de que su madre muriese y su padre tuviese que ser internado debido a su locura, su tío le ha confesado que en realidad ellos no eran sus verdaderos padres. Su origen es mucho más noble, y es que tiene unos documentos que certifican que es nieta de una marquesa viuda.
Sus planes pasan por reclamar su verdadero origen y vivir como lo que es. En una España en la que las apariencias tienen un gran peso, Isidora no se resistirá al lujo y a las comodidades, aunque tendrá que pagar un precio a cambio.

Alianza Editorial ha publicado este verano unas bonitas ediciones de las novelas de Galdós en formato bolsillo, puesto que apenas he leído nada de este autor vi que era una buena oportunidad y me animé a ello.
Elegí La desheredada, porque la protagonista era una mujer y el argumento de la trama me llamaba la atención. Si bien suelo disfrutar más con la literatura inglesa (soy capaz de sentir más empatía por su modelo de personajes), esta ha sido una historia que he disfrutado.

[Extracto del libro]
Dos loqueros graves, membrudos, aburridos de su oficio, se pasean atentos, como polizontes que espían el crimen. Son los inquisidores del disparate. No hay compasión en sus rostros, ni blandura en sus manos, ni caridad en sus almas. De cuantos funcionarios ha podido inventar la tutela del Estado, ninguno es tan antipático como el domador de locos. Carcelero-enfermo, es una máquina muscular que ha de constreñir en sus brazos de hierro al rebelde y al furioso; tutea a los enfermos, les da de comer sin cariño, los agota si es menester, vive siempre prevenido contra los ataques, carga como costales a los imbéciles, viste a los impedidos; sería un santo so no fuera un bruto. El día en que la ley haga desaparecer al verdugo, será un día grande si al mismo tiempo la caridad hace desaparecer al loquero.


Hace años que leí Marianela y desde entonces no había tocado la pluma de este autor más que en fragmentos. La narración del autor muestra de inmediato el por qué ha pasado a la historia. Tiene un tono con cierto humor negro, Galdós siempre fue muy crítico con la realidad política y social que vivía España, y tristemente mucho de lo que él critica sigue aconteciendo a día de hoy. La caracterización de los personajes es muy buena, tanto por lo que nos cuenta de ellos como por los diálogos.
Tiene especial cuidado con mostrar la procedencia y el modo de ser con el idiolecto de cada uno de ellos, algunos repiten frases que ya los identifican, y por los modos de hablar se distinguen las clases sociales. Me ha maravillado especialmente como trata algunos temas tales como los lugares a los que enviaban a las personas con problemas mentales o algunos de los trabajos que desempeña Mariano, no solo muestra un gran conocimiento de su funcionamiento, sino que alrededor de ellos deja caer interesantes reflexiones.
Isidora es una chica muy inocente y muy ignorante también, creo que hay una crítica a la pobre educación que ella podría recibir como mujer y cuando habla de lo que quiere saber, Miquis, un amigo médico, no deja de decirle que con sepa cocinar y coser ya basta. Cuando él utiliza palabras que ella desconoce y le pregunta sobre su significado, como «mamífero», él nunca le da la respuesta correcta. Así y todo, la crítica en esta historia va dirigida a la España del momento, pues Isidora es quien la representa.

[Extracto del libro]
—¿Qué son mamíferos? —preguntó Isidora, firme en su propósito de instruirse.
—Mamíferos son coles. Vidita, no te me hagas sabia. El mayor encanto de la mujer es la ignorancia. Dime que el sol es una tinaja llena de lumbre; dime que el mundo es una plaza grande y te querré más. Cada disparate te hará subir un grado en el escalón de belleza. Sostén que tres y dos son ocho, y superarás a Venus.


El ansia de escalar socialmente, de las apariencias es lo que predomina en la historia, lo explica muy bien en un fragmento que dice algo así como el que es dos quiere ser tres, y de tanto fingirlo acaba creyendo que lo es. La gente viste mejor y parece que ya no hay tanta pobreza, pero en realidad solo son apariencias e incluso una persona que puede parecer que es rica, pasa hambre… En fin, nada que desconozcamos, pero es una manera interesante de plantearlo.
Creo que no deja de ser una narración amena y a mí me gusta ver un poco cómo era la España de la época, porque por mucha historia que estudiemos, esta solo son datos. Gracias al arte y la literatura podemos ver a través de una ventana cómo era la vida cotidiana de la sociedad y eso, para mí, es sumamente interesante y enriquecedor.

[Extracto del libro]
Dicen que la sociedad camina a pasos de gigante a igualarse toda, a la desaparición de las clases; dicen que esos tabiques que separan a la Humanidad en compartimentos, caen a golpes de martillo. Yo no lo creo. Siempre habrá clases. Por más que aseguren que esta igualdad se ha iniciado ya en el lenguaje y en el vestido, es decir, que todas las personas van hablando y vistiendo ya de la misma manera, a mí no me entra eso. 


He disfrutado mucho de esta experiencia leyendo a Galdós y repetiré, creo que será uno de mis autores favoritos en literatura española. La edición de bolsillo me parece un acierto, a mí me ha gustado mucho la selección de portadas que han escogido para estos títulos que han sacado en septiembre y es una buena oportunidad para conocer los clásicos de nuestra literatura.

Una lectura que me ha acercado de nuevo a la precisa y maravillosa pluma del autor. Una historia que sirve para criticar las desigualdades de la sociedad de la época y de las formas de pensamiento que se imponían en cuanto a las clases sociales. No deja de ser un libro entretenido y ameno en una edición bonita de bolsillo.

Muy recomendable
                                     
                                                                                                
                                                                                                                                                                      


4 comentarios :

  1. ¡Hola!
    Como siempre me quedo prendada por lo bien que te expresas en las reseñas. Nunca me voy de este sitio sin apuntar un título nuevo para mi TBR. No he leído nada del autor y por lo que dices, esta me parece una lectura perfecta para empezar a leerle.
    Me gusta mucho la temática social/crítica. Creo que hay verdades imprescindibles en ese tipo de lecturas y que debemos reflexionar sobre ellas mucho.
    Gracias por la reseña, de verdad. Tengo muchas ganas de leerlo y además el formato de bolsillo es súper cómodo así que genial que la editorial haya hecho ese trabajo.
    ¡Un beso enorme!
    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  2. Hola guapa,
    Esta novela la leí hace ya unas años y como bien dices era una crítica a la España de esta época, en concreto a la sociedad que regía y a la educación que se recibia. Una historia que me gustó y que disfrute leyendo aunque cuando la comence a leer no las tenía todas conmiga, termine encontrandola sorprendente y con cosas positivas que destacar.
    Besos desde Promesas de Amor, nos leemos.

    ResponderEliminar
  3. Hola!
    La verdad es que a este autor nunca lo he leído, ni siquiera en los libros obligatorios del instituto. Tengo que coger un día y ponerme a leer clásicos de la literatura española porque lo cierto es que estos libros tienen mucho jugo.

    Besos

    ResponderEliminar
  4. A mí Pérez Galdós me encanta. Es uno de mis escritores «literarios» favoritos. Disfruto mucho de su forma de escribir, con la palabra precisa y sin alambicamientos, las cosas que contaba y los retratos que hace de las mujeres, que son muy «de carne y hueso», nada de idealizaciones victorianas, ángeles del hogar o perversas perdedoras de hombre. No, sabe poner sobre el papel a mujeres reales, con sus defectos y virtudes. Y sí, luego está ese humor sutil que aparece de vez en cuando. Siempre he pensado que de uno de sus episodios nacionales, el dedicado a la época romántica y de la primera guerra carlista, podría salir perfectamente una novela romántica histórica.

    ResponderEliminar

Los comentarios son esenciales para mantener vivo un blog, como dicen por ahí son su alimento, así que deja el tuyo y ayuda a que este sitio siga en pie. Unas simples palabras dando tu opinión me animan a seguir, pero por favor:

-NO hagas publicidad, ni dejes enlaces.
-Sé RESPETUOSO.

Todos los comentarios que no cumplan con esto, serán eliminados.