¿Qué estoy leyendo? Apenas un sueño, Susan Elizabeth Phillips

Y de nuevo vuelvo con esta sección tan puntual, en este caso hablaré de un libro que me está sorprendiendo mucho y como me parece especial, quería dedicarle una entrada en el blog. Apenas un sueño, Susan Elizabeth Phillips, el cuarto libro de la serie Chicago Stars.
Este libro lo conocí por medio de una web de novelas románticas que lo recomendaba (ahora no recuerdo cuál de ellas fue). Al principio no le hice mucho caso, porque esta autora no me llamaba la atención y la conocía más por haber escrito novelas históricas (entiéndase que siempre me refiero dentro del género de novela romántica). En realidad, lo que yo buscaba cuando me topé con este título eran novelas del oeste, porque mis gustos se mueven por épocas y ya que durante estos últimos meses he descubierto este subgénero me siento intrigada y con ganas de leer más.
Apenas un sueño no es una novela del oeste, está ambientada en la actualidad (más o menos) y la verdad es que sé más bien poco sobre ella. Es el cuarto libro de esta serie, pero es una lectura independiente, lo que aúna esta serie son nombres de familias o eso es lo que he leído, por lo que para leer esta novela no necesitamos haber leído ninguna otra antes.
Estoy en la página 59 de 432 y por lo pronto me ha atrapado. Os contaré un poco lo que he leído.
Rachel Snops vuelve a Salvation, un pueblo en el que vivió y al que nunca le hubiera gustado tener que volver. La acompaña su hijo Edward, un niño de cinco años que ha pasado por mucho y que siempre le pregunta a su madre «¿Vamos a morirnos ya?». Rachel estaba casada con un predicador que engañó a mucha gente, instándolos a donar dinero para obras de caridad pero que luego en realidad se quedaba él. Después de hacerse con cinco millones de dólares lo descubrieron y se dio a la fuga, ahora ella es viuda. No estoy segura de lo que pasó entre él y Rachel, pero parece que su relación no era buena y que él no le hacía caso al niño, sin embargo, ella ahora está sola con un niño pequeño a su cargo.
Rachel ha perdido su trabajo y la neumonía que su hijo tuvo hace unos días hizo que los pocos ahorros que tenían se fueran para gastos médicos. Su jefe, después de intentar abusar sexualmente de ella, la despidió, su alquiler venció y ahora ella y Edward están viviendo en el coche, cuyo motor decidió arder de camino a Salvation.
Rachel sabe que no puede rendirse, que debe luchar por su hijo y evitar que los asuntos sociales se lo lleven, pero para eso necesita un trabajo. Su coche se detuvo frente al autocine que casualmente busca un empleado. Esta es su oportunidad. Lo malo es que el dueño es Gabe Bonner, un hombre de muy mal genio que no la quiere contratar por ser mujer. Gabe tiene un pasado muy duro, ha perdido a su mujer y a su hijo y ahora no sabe cómo vivir. Después de varios años solo, cree que con el autocine puede intentar tener un objetivo en su vida, pero con la llegada de esa mujer y su hijo, los recuerdos de su esposa y de su propio hijo lo atormentan. No quiere tener nada que ver con Rachel, le da igual que ella esté en los huesos y que se desmaye por el hambre, que no tenga ropa para vestirse, que el niño carezca de alegría, esté pálido y no tenga donde dormir, solo quiere estar solo y no la quiere trabajando en su propiedad.
La vida de Rachel va de mal en peor, solo tiene diez dólares en el bolsillo y cuando acude a la tienda a comprar algún alimento para su hijo la gente del pueblo le hace saber que no es bienvenida. Su marido se encargó de que mucha gente creyente del pueblo donara todos sus ahorros y ya que la veían a ella a su lado, todo su resentimiento va a parar a Rachel. Nadie está dispuesto a conocerla o a darle una oportunidad, incluso el jefe de policía amenaza con detenerla y quitarle a su hijo y solo Gabe Bonner, dándole un trabajo, puede impedir esto.
Y hasta aquí he leído. ¿Qué os parece? Desde luego, para mí este comienzo es muy potente, interesante y ya muestra la gran complejidad psicológica de los personajes, que, como en la mayoría de las novelas, no tienen la vida más aburrida y común del mundo.
No sé si me gustará el final o el resto del desarrollo, solo he leído una reseña y lo he hecho por encima, algo he leído de que es predecible, pero seamos claros, esta novela está dentro del género románticas y por increíble que esto pueda resultar, esa característica es lo que hace que las novelas de romance tenga tanto éxito. No siempre es así, ya lo sé, pero sí la gran mayoría de las veces y es lo que los lectores, queramos admitirlo o no, esperamos.

Tengo muchas, muchas ganas de seguir leyendo, haré un hueco para mis otras lecturas, que como podéis ver en la barra de la derecha en el recuadro de Goodreas, son las Cartas de Jane Auste y El árbol de la ciencia de Pío Baroja.
Cuando lo terminé colgaré mi opinión en Goodreads y es más que probable que haga reseña, así que si estáis interesados en una opinión más completa, esta llegará con el tiempo. Mientras tanto espero haber despertado vuestro curiosidad y ya sabéis, si habéis leído la novela agradezco vuestras opiniones y recomendaciones en caso de que conozcáis más libros de esta autora que merezcan la pena.
¡Saludos!

3 comentarios :

  1. A mi esta serie me gusta mucho jeje los tengo para releer ^^

    ResponderEliminar
  2. Suena bien!!! disfrútalo mucho :)

    ResponderEliminar
  3. Hola guapa^^ me encanta SEP uno de mis restos es terminar los chicago stars.
    Besos:)

    ResponderEliminar

Los comentarios son esenciales para mantener vivo un blog, como dicen por ahí son su alimento, así que deja el tuyo y ayuda a que este sitio siga en pie. Unas simples palabras dando tu opinión me animan a seguir, pero por favor:

-NO hagas publicidad, ni dejes enlaces.
-Sé RESPETUOSO.

Todos los comentarios que no cumplan con esto, serán eliminados.