Reseña: Temblor, Maggie Stiefvater


01 Temblor

Título: Temblor
Autor: Maggie Stiefvater
Editorial: SM. Ver ficha editorial
ISBN: 984-84-675-3973-8
Año de publicación: 2009
Género: Juvenil, Paranormal, Hombres lobo
1º de la trilogía Lobos de Mercy Falls

Sinopsis

Cuando el amor te hace temblar en otoño, es mejor que el invierno no llegue nunca: las primeras nevadas pueden arrebatarte a quien más deseas.

Hace años, Grace estuvo a punto de morir devorada por una manada de lobos. Inexplicablemente, uno de ellos, un lobo de intensos ojos amarillos, la salvó.
Desde entonces, todos los inviernos Grace se asoma al bosque y, desde la distancia, lobo y chica se observan. Cuando llega el calor, la manada desaparece y, con ella, «su» lobo.
Pero este año, Grace deseará que el invierno no llegue y que el otoño dure para siempre.
Ha conocido a un chico; se llama Sam. Es un tipo normal, salvo por sus ojos. Son de un extraño color amarillo.

Mi opinión:

Hoy os hablaré del primer libro de la trilogía Los lobos de Mercy Falls, TemblorEs un libro juvenil y paranormal, sobre licántropos, pero sobre todo es un libro romántico.
Grace vive junto a un bosque que esconde una manada de lobos. Estos, normalmente son pacíficos, pero en un invierno particularmente duro, la atacan cuando tenía siete años. La arrastran al bosque y esperan comérsela, ella no se defiende, sino que se queda quieta. No sabemos por qué, normalmente los niños pequeños no son suicidas.
Sin embargo, uno de los lobos, con unos peculiares ojos amarillos, la defiende de los demás y la lleva de vuelta a su casa.
Años después, cuando Grace está totalmente recuperada se acostumbra a ver durante el invierno al lobo que la salvó, “su” lobo. Ella lo espera sentada en los columpios de su casa y él aparece entre los árboles, solo la mira fijamente y vuelve a desaparecer. Grace sabe que hay algo extraño en el comportamiento de ese animal, sus amigas solo piensan que está obsesionada.
A pesar de todo, ella persiste y un buen día descubre que tiene razón. Un chico de su instituto ha sido atacado por lobos y creen que lo han matado, por lo que la gente del pueblo se decide a hacer una partida de caza y acabar con los lobos. Grace no puede consentirlo y ahí es cuando conoce a Samun chico herido que la espera en la puerta de su casa. Sus ojos son especialmente amarillos.
A partir de ese momento, Grace tendrá que luchar por entender qué relación guarda ese chico con su lobo y juntos deberán buscar a Jack, el chico que supuestamente fue asesinado por los lobos, pero cuyo cadáver ha desaparecido del deposito y todo indica que por sus propios medios.
Un licántropo descontrolado puede ser muy peligroso, más aún si piensa que Grace tiene una cura para sus males.

Hace tiempo incluí en la sección ¿Qué estoy leyendo? este libro y os conté un poco las expectativas que tenía sobre él. Pensaba que sería un libro más romántico que otra cosa y acerté, también pensé que al tener capítulos tan cortos no me centraría en la historia, pero fallé. Y me hice una idea preconcebida de los personajes pensando que serían cándidos, y… mitad y mitad. No son tan cándidos como pensé que serían, pero tampoco son muy activos.
La trama del libro no prometía mucho, sentía que la temática de los licántropos sería poco más que un fondo, y así ha sidoLo esencial en este libro es la historia de amor, bonita podría decirse. He visto una reseña que decía que sucedía muy rápido y puede ser, no me extrañaría, la verdad, pero para mí no ha sido así, tal vez porque tuve una lectura pausada del libro, pero me imaginé que la relación avanzaría en los libros siguientes, no que en este libro se cerrara el círculo de la relación, pasando por todas las fases. Por lo general, las sagas juveniles cierran con la conclusión de estas el clímax amoroso, entiéndase por esto el final feliz de la pareja, que puede vivir ya sin obstáculos y dedicarse a disfrutar de su amor. Un ejemplo de tantos, es Crepúsculo. Comieron perdices y vivieron felices.
La parte dedicada a los licántropos nos muestra una versión de estos un tanto peculiar, y es que estos hombres lobo cambian a su forma animal con el frío, no sé muy bien porqué el frío, pero así es. Por eso en invierno son lobos y en verano, con el calor, pueden volver a ser humanos. Llevar una vida así es muy complicado, sobre todo porque cuando son lobos no recuerdan su vida anterior (esto no es así exactamente, pero no me voy a detener) y no pueden hacer nada por volver a su forma humana. El problema es, que con el paso del tiempo, cada lobo tarda más en volver a su estado humano algo que los asusta.
Este problema será el dilema del libro, lo que hace que la relación amorosa entre Grace y Sam sea, cuando menos, complicada. Podemos saber qué piensa tanto Sam como Grace porque los capítulos están narrados por ellos en primera persona, en algunos casos los narra Grace y en otros Sam. Esto está marcado en el comienzo de cada capítulo, no solo por el motivo que adorna la página, sino porque se inician con el nombre de cada uno.
Dije que no eran muy cándidos, pero algo sí que lo son. Todo el libro está teñido con melancolía, ya que los padres de Grace son… bueno, de padres tienen poco, no por ser malas personas, pero es que no cuidan de su hija en ningún sentido. Los padres de Sam no aparecen en la historia, pero él nos habla sobre ellos y solo se puede decir que estaban como cabras.
Ambos tienen una relación de complicidad que los une rápidamente, se entiende que por pasar años observándose, aun cuando Sam no estaba en su forma humana. Y además de su relación ¿qué tenemos? Pues la búsqueda del chico mordido, que ha desaparecido y al parecer es muy inestable. Punto, no hay más. Al final hay un pelín de acción, pero el libro trata casi exclusivamente la relación de Sam y Grace, sus sentimientos y su manera de afrontarlos, a la vez que Sam lucha contra su miedo de volver a convertirse y Grace intenta descubrir que es lo que le preocupa.
Como el frío es el causante de todo, Sam y Grace se pasan todo el libro intentado que Sam no pase frío, así que las entradas y las salidas del coche a casa son rápidas, esto es un poco raro, pero me han gustado las descripciones de lo que a Sam le pasa cuando siente frío.
Esperaba encontrarme ante una trama romántica, pero aún así no puedo evitar decir que me hubiese gustado saber más sobre la vida de los lobos, tener más descripciones de estos, menos cabos sueltos y tener más acción. Pero como esperaba un libro tranquilo, no me he llevado un batacazo, aunque sé que a mucha gente le ha pasado.
De los demás personajes, podemos decir que hay bastantes, están Olivia y Rachel, las amigas de Grace. Rachel apenas aparece y Olivia… bueno, el papel que ella tiene al final me pareció bastante eliminable. Isabel me ha dejado indiferente, no terminé de creerme su personaje. Beckel hombre que crió a Sam desde que se convirtió en lobo, ha tenido poca presencia, porque claro, con el frío no podía salir de su casa y esto limita tanto a los personajes que toda la acción se ha quedado congelada, nunca mejor dicho. Sabemos más de él por los recuerdos de Sam y ha sido interesante, pero no mucho más. Shelby es una chica curiosa, un poco con el papel de mala, pero también aparece muy poco. Como he dicho, la historia se centra en Sam y Grace y ya está, los demás secundarios son eso, secundarios y sabemos poco sobre ellos, son superficiales.
La manera de escribir de la autora me ha parecido cercana y sencilla, sin nada que resaltar. Los capítulos cortos, mi gran prejuicio, no me han molestado en exceso, aunque no es el modo de lectura que yo prefiero, han conseguido que parezca que todo sucede más rápido y que se termina el tiempo para los personajes, ya que sus vidas, por razones que no daré aquí, son un poco como ir a contrarreloj.
El final. Bien, este final me ha parecido… solo se me ocurre decir que fue un tanto ridículo y poco creíble y fantasioso. Supongo que los que hayáis leído la novela, lo entenderéis: es peor el remedio que la enfermedad.
En general, la novela ha sido lo que me esperaba aunque debo admitir que Grace ha sido más independiente y ha tenido más decisión de lo que pensé, no ha sido una noña. La historia de amor es bonita, las transformaciones de los lobos curiosas y ha logrado gustarme. La lectura se me hizo ligera y aunque no me pegó a sus páginas, me entretuvo y seguiré con su continuación para saber qué les ocurre a Sam y Grace.

* Adelanto: la lectura de este libro merece la pena porque su segundo mejora mucho. Más en la reseña de Rastro.
 Una historia de amor bajo un trasfondo paranormal de licántropos. Una relación tierna que une a dos personas que han tenido unas vidas poco comunes, pero que logran entenderse. Una lucha contrarreloj donde el frío casi siempre gana.


Ha estado bien 

14 comentarios :

  1. Lo tengo por leer, seguramente este verano me ponga a ello :)

    Un beso^^

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola Galena! Yo comence a leer este libro pero aún no lo termino, hasta donde voy coincido contigo en que la narración es sencilla, y me intriga conocer algo más de los lobos. ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Maria, que gusto tenerte por aquí. Pues te recomiendo que sigas leyendo el libro, se sabe un poco más de los lobos, pero sobre todo se avanza en la trama personal. Sin embargo, en el segundo libro sí hay más información sobre la licantropía, a mí me gustó más.

      Otro abrazo.

      Eliminar
  3. Hola! tengo este libro pendiente de leer en mi estantería espero hacerlo pronto!

    besos =)

    ResponderEliminar
  4. Me apetece leerlo, pero antes he decidido leer Las Carreras de Escorpio de Maggie, porque al haber leído varias reseñas con diferentes opiniones voy a ver primero si me convence su forma de escribir.
    Espero poder meterle mano a Temblor este mismo verano ;)

    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Le tengo muchas ganas de leer esta trilogía, pero de momento no me hago con ellos, porque siempre encuentro el segundo y el tercero pero el primero no lo encuentro. Seguiré buscando...
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Me encanta tu blog, me quedo!!! :3 un beso!

    ResponderEliminar
  7. A mi me encantó, y aunque el segundo está a la altura, el tercero me decepcionó y pareció el más dolo; así que tras haber leído todos hubiera preferido que la historia se quedara en este sin existir sus continuaciones xD

    Besoooos =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí la verdad, me gustó más el segundo, porque el personaje de Sam se me hace muy calmado y Cole consiguió crear una contraposición de carácteres que me gustó mucho. Y no sé por qué, siento que el tercer libro no me va a gustar tanto como Rastro, en fin, espero que no sea así.

      Gracias por comentar :)

      Eliminar
  8. Respuestas
    1. Jaja, supuse que era flojo ^^ son cosas que pasan.

      Eliminar
  9. pues un libro que trate solo de los protagonistas divagando sobre su amor no me atrae mucho

    ResponderEliminar
  10. La verdad es que creo que soy la una bloguera que no ha leído el libro xD En cuanto pueda quiero animarme porque tienen muy buena pinta:)

    besos

    ResponderEliminar
  11. Hola!! Tienes un premio en mi blog!! Un beso!! :)

    ResponderEliminar

Los comentarios son esenciales para mantener vivo un blog, como dicen por ahí son su alimento, así que deja el tuyo y ayuda a que este sitio siga en pie. Unas simples palabras dando tu opinión me animan a seguir, pero por favor:

-NO hagas publicidad, ni dejes enlaces.
-Sé RESPETUOSO.

Todos los comentarios que no cumplan con esto, serán eliminados.